Croquetas veganas de setas portobello

TIEMPO PREPARACIÓN

40 minutos

RACIONES

4

DIFICULTAD

Baja

La frittata es un plato de origen italiano con un aspecto que recuerda a nuestra tortilla de patatas que permite múltiples variaciones. Hoy os traigo una receta de frittata vegana de calabacín y champiñones que espero que os guste tanto como a mi, además es sencilla y no se tarda mucho en preparar y puedes servirla tanto de entrante/picoteo como de plato principal.

RECETA DE FRITTATA VEGANA DE CALABACÍN Y CHAMPIÑONES

Si queréis probar esta receta aquí os dejo los ingredientes y los pasos que he seguido para hacerla, ¡manos a la obra!

INGREDIENTES

  • 1 cebolla

  • 100 gr de pimiento verde

  • 1 calabacín

  • 1 puerro

  • 1/2 bandeja de champiñones (120 gr aprox)

  • 1 bloque de tofu

  • 1/2 taza de harina de garbanzo

  • 1 taza de agua

  • Aceite de oliva

  • Sal y pimienta

PASO A PASO – CÓMO HACER FRITTATA VEGANA DE CALABACÍN Y CHAMPIÑONES

  • Picamos la cebolla y engrasamos una sartén grande con aceite de oliva y encendemos el fuego. Cuando el aceite esté caliente echamos la cebolla y la dejamos pochar a fuego medio/bajo.

  • Mientras tanto picamos el puerro y, cuando la cebolla esté pochadita, lo añadimos a la sartén y mantenemos a fuego medio/bajo removiendo de vez en cuando.

  • Picamos el pimiento verde y cuando el puerro esté blandito, lo añadimos a la sartén también.

  • Ahora es el turno del calabacín. Lo cortamos en cuadraditos pequeños sin quitarle la piel y cuando el pimiento esté blando lo añadimos también a la sartén y subimos ligeramente el fuego.

  • Cuando el calabacín se esté ablandando, cortamos los champiñones en tiras y los añadimos a la sartén y salpimentamos.

  • Dejamos las verduras a fuego medio hasta que veamos que está todo bien hecho y haya reducido el agüita que sueltan los champiñones y, cuando estén, apagamos el fuego.

  • Your Content Goes Here
  • En un cuenco mezclamos la harina de garbanzo con el agua y batimos hasta que tenga textura de huevo batido. Echamos también una pizca de sal y añadimos la mezcla a la sartén, removiendo para que se integre bien con las verduras.

  • Por último, desmenuzamos bien el tofu y lo mezclamos con las verduras y la harina de garbanzo y lo echamos todo en un molde para horno. Yo he usado uno de 26 cm de diámetro.

  • Precalentamos el horno a 200 grados y cuando esté caliente metemos el recipiente durante 15-2o minutos, comprobando de vez en cuando pinchando la frittata con un cuchillo para ver cómo va. Si pasados esos 15-20 minutos está demasiado «cruda» para vuestro gusto, podéis dejarla un poco más vigilando que no se os queme.

  • Cuando esté a vuestro gusto, la sacáis del horno, esperamos unos minutos a que se enfríe para sacarla del molde y… ¡Ya tenemos nuestra frittata vegana lista para hincharle el diente! ¡Que aproveche!

Croquetas veganas de setas portobello

¿Te ha gustado la receta?

3.8/5 - (6 votos)